La bahía en calma

La pesca se había convertido en su momento de paz, dónde podía olvidarse del peso de dirigir la corporación Las barreras de privacidad, pantallas holográficas que imitaban un horizonte marino nocturno e ilimitado, le permitían sentirse solo. La barca se dirigió a su zona asignada y al llegar allí encendió los motores antigravitatorios para elevarse... Leer más →

Anuncios

La oficina

Los oficinistas atendían a los clientes susurrando a través de los comunicadores que llevaban implantados en su maxilar inferior. Se sentaban en sillones ergonómicos, reclinados cómodamente, iluminados por las pantallas holográficas necesarias para el trabajo. Un manojo de cables conectaba cada uno de los asientos con la parte posterior del cráneo; el conector permitía realizar... Leer más →

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑